google-site-verification: google9c44e39fe0304778.html
 
  • Alexander Riascos Caicedo

¿QUIÉN VENDIÓ MI INVENTO?

banner-nuevo-blog

Su idea era brillante, realmente el producto era lo que esperábamos tener, estábamos buscando desde hace meses alguien con ese nivel de innovación, hablamos con él y le pedimos que lo expusiera ante un grupo de posibles inversionistas.

Qué creen que pasó….? no cautivó, no logró impactar y realmente su producto y él eran como un par de desconocidos. No encontramos conexión y la escena era como una obra de teatro donde el protagonista no se aprendió el libreto y su co-protagonista, la chica hermosa se quedó esperando las palabras que cerrarían ese mágico momento.

A los inversionistas espectadores no les gustó lo que vieron simplemente porque el creador de tan magnifico invento no supo “vender” su producto. Nuestro amigo emprendedor salió como uno más y se fue tal vez con uno de las mejores innovaciones del momento al garaje de su casa y esperar otro momento.